InnovaciónApple Pay, un nuevo contrincante en la guerra de la tecnología NFC

24 de septiembre, 2014

A menos que hayas estado incomunicado, de expedición por la selva, de safari o en una isla perdida, en las últimas semanas seguramente haya llegado a tus oídos el lanzamiento de la nueva gama de smartphones de Apple: iPhone 6 y iPhone 6 Plus.

Al margen del dispositivo en sí, la marca de Cupertino también dio a conocer su aportación al mundo de los wearables. Sin embargo, una de las novedades que casi pasó desapercibida (pero no por ello menos importante) fue el nuevo sistema de pagos, Apple Pay. A pesar de que la marca liderada hoy día por Tim Cook no es la primera en entrar en el mercado de pagos inalámbricos, es sin duda un territorio inexplorado en el que se aglutinan más de 800 millones de usuarios de la iTunes Store y con más de 500 millones de iPhone vendidos desde 2008.

La incertidumbre rodea a Apple Pay. No se sabe cuándo despegará este tipo de tecnologías, lo que sí es cierto es que los fabricantes las incluyen de cara a un más que probable “boom”. Hasta que llegue el momento, y para que no te pille de sorpresa, hay varios aspectos sobre los que hay que incidir acerca de Apple Pay y toda el panorama que rodea a la tecnología NFC.

En primer lugar, es innegable que hay un potencial a la vista para aumentar la practicidad de esta tecnología y hacerla extensible a todos los establecimientos. Y es que Apple Pay se rige a través del NFC (Near Field Communication) que permite la comunicación entre dispositivos sin precisar de contacto y que dota de libertad a los consumidores en materia de realizar pagos o el acceso a plataformas de contenido digital. En Europa y Asia esta ciencia ya es familiar, aunque todavía no se haya propagado su uso. Sin embargo, aún tiene que afianzarse en EEUU, y en esa ‘fiesta’ Apple quiere llevarse la mayor parte posible del pastel.

En segundo lugar y en pos de una mejora en la seguridad y la privacidad, Apple Pay contará con varios niveles de seguridad con el objetivo de garantizar que los datos de tus tarjetas de crédito permanezcan a buen recaudo y se transmitan de forma segura en el proceso de pago. Para ello, el cifrado de datos adquiere un papel sumamente providencial. Con el único fin de la autentificación, cada transacción generará un código de seguridad único, evitando así las preocupaciones por perder la tarjeta de crédito o un robo de identidad.

Aún así no tengas duda de que los hackers se pondrán manos a la obra para interferir en este sistema de pago. Por eso, y ante esta coyuntura, dotar de confianza a los usuarios primará por encima de la practicidad de la propia tecnología. Por ahora parece que la salvaguarda de los datos de los clientes es una de las máximas de la marca de la manzana. No obstante, el tiempo dirá si Apple Pay alterará las políticas de pagos pero, bien es cierto, que los empresarios de pequeñas y medianas empresas deben andarse con ojo avizor ante la potencial demanda que pueda surgir.

Y tú, ¿cómo te posicionas ante la llegada de Apple Pay?

https://www.quanticsolutions.es/wp-content/uploads/2019/07/Logotipo-_Footer-_2.png
SOBRE NOSOTROS

Quantic es la unidad de negocio de Mediapost especializada en smart data, business intelligence, inteligencia artificial y geomarketing.

© Mediapost Spain SL 2015. Todos los derechos reservados